Katástrofekalós

Metafísica de la música

Normalmente escribo mis post sobre la marcha, sin una planificación o guión, pero siempre hay un paso inicial que hace que el mecanismo se mueva: Poner música de fondo. No sé por qué, pero si no estoy escuchando algo, no puedo ponerme a escribir. Esto ha llamado mi atención (y desde hace tiempo), ¿Por qué me es necesaria la música? 

La música es algo que siempre ha acompañado al ser humano, no es algo extraño ni pilla a nadie de sorpresa, pero hay que analizar un poco más en profundidad el origen de la música. En un inicio no había un lenguaje para la música, era algo "improvisado" que a priori no significaba nada ¿Verdad? Aquí quería llegar. ¿Por qué existe el término "música"? al fin y al cabo es una secuencia de sonidos, no es algo físico. Bueno, desde mi punto de vista existen necesidades más allá de lo físico, que satisfacen el "hambre interior". Estas necesidades influyen en el ánimo, la energía, la predisposición, la actitud, o en la propia toma de decisiones. La música, como dije, tiene un origen antiquísimo, y como veis ha sobrevivido hasta nuestros días. No es casualidad. Si ha permanecido es porque satisface algún tipo de necesidad.

Hay música en todos lados, en los anuncios, las películas... incluso en los tarareos espontáneos, en el ritmo que marca el reloj de clase o en las mañanas de autobús y caras dormidas. Cualquier situación tiene una banda sonora, incluso si en la misma dominan los silencios. Hay música en todo, incluso en nosotros mismos. Como dice el artista Antonio García- Villarán "Somos música" y es cierto; trata de buscar el silencio total, y cuando creas que lo tienes contigo, verás que llevas contigo la música. No hay duda al respecto, algo nos aporta la música, algo que no podemos ver ni tocar, pero... algo. Si no nos aportase nada, estaría más que muerta y olvidada, y sin embargo hoy día está más viva que nunca tanto en producción como en consumo.

La música cumple (y en eso estaremos de acuerdo) con la necesidad de expresión, siempre ha sido así. Los diferentes géneros músicales, más allá de lo técnico, se asocian con las emociones y sensaciones que transmiten. Además, cada artista tiene un "mensaje" distinto y lo expresa del modo que ve más acertado porque después de todo, no solo importa el mensaje sino lo que transmite a la persona, y si nos ponemos técnicos, importa lo influyente e innovador que es para la cultura.

Se tiene en especial aprecio a los artistas de los últimos 50 años por lo influyentes que han sido para la historia: Queen, The Beatles, ACDC, Metallica, Backstreet Boys y si nos vamos algo más cerca, por ejemplo, Justin Bieber.  Cuesta asimilar que Justin Bieber vaya a ser considerado un artista influyente en un futuro, pero más allá de lo más o menos innovador que haya sido, ha movido masas. Bieber ha sido uno de los mayores ídolos adolescentes de la historia y ha impulsado la industria pop cuando más lo ha necesitado. ¿Sabéis? Podría sustituir la palabra "Bieber" por cualquiera de los artistas anteriores y me habría quedado igual; un ejemplo claro: Los Backstreet Boys eran lo mismo que Justin Bieber, ídolos adolescentes que daban canciones relativamente pegadizas a un objetivo influenciable. La fórmula es simple pero tiene en cuenta un factor que los diferencia de otros artistas similares. La figura del "ÍDOLO", porque el pop no es nuevo, ya lo hacían otros artistas antes que Bieber y lo han seguido haciendo, pero hay una figura o estatus que ha ido desapareciendo con el paso de los años: el ídolo. Me es bastante indiferente Justin Bieber, me parece un capullo como persona pero hay que admitir que hace música que le gusta a la gente, y con eso no me voy a meter.

En los últimos años ha ido esta figura, como dije. El ídolo es un icono o referente artístico pero que a priori no se diferencia del resto, pero que sin embargo acaba siendo el que guía o marca el camino que seguirá la música (en este caso). Cuando un artista actual te recuerda a otro anterior no suele ser casualidad, de hecho si buscas entrevistas es muy posible que acabes dando con frases tales como "Sí, X ha sido mi referente, pero bueno, igual que Y o Z". La industria creó en su día referentes y dadas las circunstancias (que ahora diré) se han acabado sobrevalorando o endiosando en algunos casos. Esto no es necesariamente malo, ni siquiera pido que la gente cambie se replantee su criterio (Cosa que ni yo mismo hago), es algo cultural, y como todo, evolucionará.

Pongámonos en contexto, vivimos en 1975, por ejemplo. Nuestro mundo es un mundo sin internet. Como únicos medios de información tenemos la televisión, radio, periódicos y el clásico "boca a boca". Hace unos años apareció cierto grupo que "Oye, no suena nada mal, tiene algo de carisma". Cierta productora manda su disco a la radio local y a la gente le gusta el resultado. Pronto, ese disco pasa a escucharse a nivel nacional y eso llega a los periódicos: "X está moviendo masas, es una revolución músical". Esto llega a la gente más alejada, esta pone la radio y efectivamente, "ahí está X, y no suena nada mal". Esta gente decide contárselo a sus "vecinos", los cuales ya han oído eso de los otros "vecinos". Finalmente, la televisión toma el suceso y lo extiende de forma internacional. La gente enloquece. El único modo de acceder a este artista es comprando VINILOS, los cuales son carísimos y muy preciados. Dadas las circunstancias, comprar un producto así supone que uno vaya a escucharlo mucho una y otra vez. Además, en una fiesta por ejemplo ¿qué música creéis que sonará? Exacto. En resumen: No tener acceso a tanto material como podemos tener hoy día, lo preciado que es ese material y lo que se venera y comparte da como resultado a un ÍDOLO.

¿Esto que acabo de contar os recuerda a algo? El otro día hablé de memes, y la verdad, creo que no voy nada mal encaminado. Esto es algo contextual y cultural. Con los memes actuales pasa igual que con la música, por ejemplo. Hoy día no tienes tan claro quién es tu artista favorito, ni es tan caro acceder a su música (por no hablar de la piratería), además gracias a internet tenemos acceso a muchos más artistas ... Qué os voy a contar. Además, recordemos, la música se "valora menos" porque la cantidad de música que hay hoy día es bestial. Si un artista se va, hay 300 detrás. Indirectamente se le resta valor porque parece algo inagotable. Por último, gracias a esto desaparece la figura del "ídolo" (porque no se le da tanto valor), aquí entramos en un bucle: Si no se valora, se pierde su figura. Si se pierde su figura, no se valora.

Aclarado esto, hablemos de música y la persona como figura en relación a esta.

La música es un medio de expresión y además satisface las necesidades internas de la persona. La música es parte de la metafísica humana. Esta genera emociones y solemos aplicarla y usarla en situaciones concretas para acentuar la emoción imperante: Música triste para cuando estás triste, música pop para cuando estás alegre, música pesada para cuando quieres energía (o gastarla), en fin... ya lo sabéis de sobra. Como dije, esos géneros musicales atienden a unas emociones: Pop, rock, punk, indie, metal... y dentro de cada género hay variaciones, para ajustarse más a la persona. No hablemos ya del artista en sí, que tiene su toque personal.Personalmente valoro mucho la sensación que transmite el artista, independientemente del género o el mensaje. No obstante, la letra muchas veces es clave.

Ghost es una banda que valoro muchísimo por su sonido. Me enteré de su existencia hace un año, o algo más, y a decir verdad, fue un flechazo. No me gustan sus letras, o más bien el mensaje, el anticlericalismo no es lo mio (Creo que hay una línea entre ser crítico y atacar, y ellos la han cruzado creo yo). La cuestión es que no me dice nada su mensaje, pero técnicamente son brillantes. Ahí hay músicos muy jóvenes pero tremendamente hábiles. Su sonido destaca por encima de muchos otros; es difícil de explicar, recomiendo escucharlo, y con un poco de suerte, se entenderá. Además, Ghost consigue que gente muy separada del género se acerque y que la gente más curtida lo disfrute. Tienen algo. Me inspiran, me dan el subidón que necesito pese a no ser música pesada. Los podría escuchar estando de paseo, de fondo (mientras hago cualquier otra cosa) o para la banda sonora de una película. Escuchando "From the Pinnacle to the Pit" me acuerdo una serie de animación que podría ver de niño; no recuerdo el nombre de esta serie, pero transmite algo similar: Es un sonido antiguo, claramente inspirado en artistas de los 70 o anteriores, pero está tan bien llevado que suena fresco e innovador.

Pensando en manifestaciones artísticas, recuerdo Igorrr. Igorrr juega en el campo del Death Metal (del cual no soy demasiado fan), pero tiene algo en concreto que me tiene adicto: Habla sin letra. Veamos, Igorrr tiene el aspecto de un hombre que acaba de salir de una cueva, y lo manifiesta abiertamente. Escuchad "Viande", no dice ni una sola palabra y lleva el término "gutural" a un nuevo nivel. La "voz", así como la percusión, es la protagonista de su obra; la guitarra está en un segundo plano generando un ambiente muy pesado y de vez en cuando puedes escuchar un sintetizador que momentáneamente transforma la canción en una producción electrónica. Se podría decir que es alguien sin talento, y nada más lejos de la realidad, sus canciones llegan a jugar incluso con instrumentos que suelen estar fuera de lugar, véase el acordeón, violines o piano. Además, capta la esencia de la música a la perfección y baila con ella. Al igual que un escritor puede jugar con el lenguaje y el significado de las palabras para transmitir algo nuevo, Igorrr lo hace con las palabras, en este caso la ausencia de las mismas. Sin utilizar ni una palabra (pero empleando la voz) transmite lo que quiere; es un subidón de energía imparable e inagotable (Imaginad en directo). Consigue lo que se propone y su técnica es impecable, pese a lo que pueda parecer.

No me quiero alargar mucho más y menos pasando a las recomendaciones porque no es el tema de hoy, pero quiero aclarar que todos los artistas tienen algo que decir y un modo de hacerlo; a algunos les sale mejor y a otros algo peor. Unos se interesan más por lo que hacen y otros por cómo lo hacen, pero absolutamente todos tienen algo que decir. Buscad a los que más os llenen, porque son los que más os van a decir.

Un último apunte antes de concluir: La música de antes no es mejor a la de ahora. El reggaeton es tan machista como cualquier otro género y gilipollas hay en todos lados (Phil Anselmo, nazi de mierda). Toda esta concepción que se tiene sobre la música es una cuestión cultural, como con todo, y se debería acabar con estos estigmas. Disfruto de todo tipo de música porque siempre tiene algo que decirme, y lo disfruto. La música es tan comercial como antes, ahora tan solo lo parece, cosa que antes no. Ah, y el hecho de que sea comercial no cambia nada del producto, y puede no gustarte, y no pasa nada. Dicen que se infravalora el talento hoy día, que es tan fácil como pulsar unos botones en un estudio, pero ningún botón hará que tu música diga algo, tan solo la hará sonar bien a oídos de la gente. Valoremos a los artistas, porque ellos son los primeros en valorarnos.

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: